Una de las zonas más importantes de la vivienda es, sin duda, la cocina. Además de su utilidad, refleja la personalidad del propietario a la perfección. Por ello, y para amortizar la inversión que supuso en su momento, es importante mantener los muebles de cocina como nuevos. En este post veremos algunos consejos y trucos para limpiar este tipo de mobiliario y que parezca recién traído de la tienda.


Hay que tener en cuenta que las manchas que acumula el mobiliario de la cocina no se parecen en nada a las que podemos encontrar en el resto de la casa. Grasa, restos de alimentos, suciedad incrustada... requieren de unos tratamientos específicos. Además de lo poco estético que resulta, por cuestión de higiene tenemos que mantener este tipo de suciedad a raya.

Consejos para la limpieza de muebles de cocina

Claves para acertar en la limpieza

- Limpiar los muebles tras cocinar. Hacer esta tarea regularmente evitará la grasa adherida y el tener que rascarla.

- Para la encimera. Además de limpiarla tras cada uso, es conveniente que cada poco tiempo apliquemos sobre ella una mezcla de agua, jabón y limón. Es una de las zonas más utilizadas y contaminadas, de ahí la importancia de su mantenimiento.

- Eliminar grasa de los armarios. Además de un producto antigrasa, podemos usar el siguiente truco: combinar agua y bicarbonato y rociar la mezcla sobre las puertas. Veremos cómo la suciedad sale pasando un trapo seco. El bicarbonato y la pasta de dientes son también muy útiles para estas superficies.

- Vinagre blanco, el gran aliado. Es un excelente producto para limpiar y desinfectar, además de ser barato y natural. Es muy útil en piezas como los quemadores. Solo necesitamos introducirlas en un balde de agua muy caliente con un chorro de vinagre. Al sacarlos, los frotaremos con un cepillo y quedarán como nuevos.

Con estos trucos podremos ver cómo la limpieza resulta más amena y sencilla.

Pidenos presupuesto sin compromiso

Contactaremos contigo lo más pronto como nos sea posible.